Si nos gusta el dinero y hemos trabajado durante muchos años, seguramente nos hayamos preguntado alguna vez cómo llenar un cheque, ya que en alguna ocasión nos puede tocar hacer uno y es una cosa que sentimos curiosidad como es.

Un cheque es una especie de documento que acredita que si vas a con él a un banco u otra institución, el banco te va a dar dinero a nuestro nombre, el cual luego se nos va a quitar a nosotros. Esta es una forma de pago cómoda y que sirve para poder dar dinero fácilmente o bien a un empleado, o bien a otra persona que necesite dinero y se lo queramos dar.

Lo bueno de esto es que no es complicado llenar un cheque, sin embargo, sí que hay que saber algunas cosas que la gente normal no sabe sin estudiar economía, ya que al haber cuatro tipos distintos de cheques, no se puede dejar nada al azar a la hora de rellenarlos.

Hoy te voy a explicar no sólo como llenar un cheque, sino también en cómo llenar un cheque de cualquier tipo, ya sea nominativo, al portador, cruzado o a la orden, para que así no tengas problemas de ninguna clase.

Instrucciones para llenar un cheque

  1. Rellenar cosas comunes:
    Lo primero que vamos a aprender en el día de hoy es a rellenar un cheque para cosas comunes, es decir, que vamos a aprender todas las cosas que tenemos que rellenar en un cheque sea del tipo que sea, ya que si no hacemos todo esto,no vamos a poder tener un cheque de curso legal que se pueda cambiar en cualquier sitio que los acepten. Lo primero que debemos saber es que a la izquierda van los datos de nuestra empresa o nuestros datos de casa, con dirección y todo eso en plan factura. En el centro arriba del cheque va nuestro NIF y nuestro nombre y a la derecha va la cantidad numérica del cheque. En el centro izquierda debe ir el nombre del beneficiario si procede y en el centro derecha la fecha de hoy . Luego tiene que ir la cantidad en letra, poniendo por ejemplo un millón de euros así tal y como suena. Finalmente abajo a la derecha irá la firma para garantizar que lo hemos autorizado. En el reverso del cheque se ponen otros datos, como el nombre de la persona beneficiaria en los cheques a la orden, pero eso es algo de lo que aún no toca hablar.
  2. Rellenar cheque al portador:
    Un cheque al portador es un cheque que puede cobrar cualquier persona, es decir, que aunque hayamos puesto un nombre, cualquiera puede ir al banco y que le den el dinero. Con estos cheques hay que tener mucho cuidado, ya que si los entregamos a una persona despistada, lo podría perder y una persona podría cobrarlo sin que podamos hacer nada. Eso es legal, ya que en el cheque pone o al portador, lo que quiere decir que el cheque lo cobrará el portador de este cheque. Lo que hay que hacer si no quieres que eso pase es tachar el nombre o al portador con una línea horizontal, algo que anula eso de que sea al portador. Este cheque se usa mucho en algunos sitios, sin embargo, no está recomendado por el tema esa que ya te expliqué antes.
  3. Rellenar cheque a la orden:
    Un cheque a la orden es un cheque que no es al portador, sino que sólo se puede cobrar con autorización de otro. Por ejemplo si a mi me entregan un cheque al portador, puedo tachar lo de al portador para que sea a la orden. Esto hace que únicamente pueda cobrarlo yo y las personas a las que he autorizado el cobro. Si se quiere a nombre de otro,se pone el nombre al dorso, algo que quiere decir que esa persona puede cobrar el cheque y quedarse con el dinero a nuestro nombre, aunque el cheque al inicio fuera exclusivo para nosotros o fuera al portador. Este cheque es más seguro que el anterior, ya que sólo podrá ser válido si lo hemos autorizado, evitando el problema anterior de que si lo pierdes valga, ya que una vez que hayas rellenado el cheque, ya no podrá volver a ser al portador.
  4. Rellenar cheque nominativo:
    Este es un cheque muy restrictivo, ya que tan sólo lo puede cobrar la persona que lo ha recibido y que se ha puesto a su nombre. Esto se consigue tachando tanto lo de o al portador como lo de a la orden de, dejando el páguese arriba para que siga teniendo validez. Esto nos va a servir para que sólo la persona que queramos lo pueda cobrar, es decir, que no podrá mandar a otro a que lo haga, sino que tendrá que hacerlo él personalmente. Este es uno de los más usados en empresas, ya que así se puede pagar la nómina por cheque de una manera segura al 100%, sin que haya los problemas del cheque al portador y sin que nadie puede hacerse pasar por el beneficiario del cheque a la orden, como ya ha sucedido en incontables ocasiones. Yo recomiendo siempre este, ya que es el más importante a la hora de poder tener una mejor seguridad que con el cheque a la orden y que por supuesto el cheque nominativo.
  5. Rellenar cheque cruzado:
    Este cheque es poco conocido, ya que no está en la clasificación estricta de cheques.Este cheque sirve para que el dinero no se de en metálico, sino que se debe dar en cuenta bancaria. En un cheque normal te pueden dar el dinero en mano si no es mucho dinero, pero en este tiene que ser ingreso en cuenta. Este cheque tiene como principal utilidad la seguridad máxima, ya que si por ejemplo vivimos en un barrio donde haya muchos robos, no vamos a tener que llevar el dinero en mano y lo vamos a tener totalmente a salvo en la cuenta de nuestro banco, algo que sin lugar a dudas nos va a ayudar a lograr una gran seguridad y evitar que nadie nos asalte en medio de la calle. Esto se hace tachando el cheque en vertical dos veces, algo que nos permitirá asegurarnos de que este cheque se va a quedar en versión cruzado.
  6. Precauciones:
    Ahora ya hemos aprendido lo que tenemos que saber para rellenar un cheque, sin embargo, aún no te he comentado los problemas que puedes tener si no tienes ciertas precauciones. En primer lugar, evita los cheques al portador si no es con personas de confianza, ya que los podrían perder o se los podrían robar. En segundo lugar, trata de pensarte bien si vas a hacer un cheque cruzado, ya que es una información que no se puede cambiar después, ya que sería una acción ilegal. En tercer lugar, debes tener en cuenta que los cheques podrían ser falsificados, así que pon una fecha límite de cobro para que se cobren cuanto antes y no de tiempo a hacerlo. Finalmente trata de que sólo la persona a la que le vas a entregar el cheque lo vea, para que disminuyan las posibilidades de robo del mismo.
¿Te ha gustado?
11 usuarios han opinado y a un 72,73% le ha gustado.