Empezar el día de buen humor últimamente parece que es más complicado que nunca, ya que siempre encontramos alguna escusa para despertar de muy mal humor.

Empezar el día de buen humor puede marcar la diferencia entre tener un buen día o tener un mal día. Cuando empezamos el día de mal humor, nos vamos a sentir deprimidos, enfadados con el mundo y con una brutal falta de motivación que nos va a lastrar ya durante todo el día.

En cambio, si empezamos el día con buen humor, vamos a despertarnos con un extra de motivación, con mucha energía y con una vitalidad y optimismo que nos van a durar durante todo el día.

Todo esto nos va a ayudar a la hora de ponernos a trabajar, ya que cuando trabajamos de buen humor lo hacemos más motivados y de mejor manera que cuando trabajamos con un humor de perros. Todo esto el jefe lo nota y al jefe no le gustan los empleados que llegan desmotivados a trabajar como si fueran al matadero.

Lo malo es que es muy fácil decirlo y muy difícil hacerlo .Seguro que muchas noches te mentalizas de que mañana será un gran día, sin embargo, cuando suena el despertador, no puedes evitar estar de muy mal humor y con ganas de morirte, por mucho que luches con todas tus fuerzas, durante la mañana, no quieres que nadie te mire, que nadie te toque y que nadie hable contigo.

Por suerte, hoy en día todavía es posible empezar el día de buen humor, ya que de esta manera vas a conseguir mejorar tu vida y por supuesto, ser una persona mucho más feliz. Desde la sección de negocios de doncomos.com te presento la guía definitiva de cómo empezar el día de buen humor. Te garantizo que si me haces caso, te querrás comer el mundo mañana por la mañana.

Instrucciones para empezar el día de buen humor

  1. Duerme las horas que necesites:
    Parece obvio, pero la principal razón por la cual no nos despertamos de buen humor es porque dormimos menos de lo que nuestro cuerpo necesita. Cuando duermes menos de 8 horas, es normal sentirse mal por la mañana, ya que el cuerpo está acostumbrado a dormir más de 8 horas cada día, ya que es lo que necesita para estar descansado. Esto es culpa de los horarios matutinos excesivos y de que echan toda la programación de TV por la noche. Haz el esfuerzo de dormir las horas que necesites para estar feliz y notarás como empiezas el día de buen humor. Algunas personas necesitan 8 horas, otras 10 horas y otras 6 horas, prueba a dormir las horas que necesites y ya verás como tu vida mejora por completo.
    Cómo empezar el día de buen humor
  2. Ten una razón para despertar por la mañana:
    Otra razón de despertar de mal humor es que no tienes una buena razón para despertarte cada día. Esto les ocurre a personas que se limitan a que la vida pase, a que llegue el fin de semana para irse de copas o las vacaciones de verano para escapar del instituto. Siempre digo que tienes que valorar de la misma manera todos los días de la semana, cada día puede ser estupendo y por ello,debes tener siempre una razón para despertarte por la mañana en los días de diario. Piensa que hoy te podrían pasar cosas buenas, como por ejemplo que la chica que te gusta se fije en ti, que tu jefe te ascienda, dar de comer a tus hijos o que simplemente quieres que el sol te de en la cara a las 8 de la mañana porque te encanta esa sensación. Busca tu motivación y aplícala y verás como tu humor empieza a mejorar.
    Cómo empezar el día de buen humor
  3. Cuida la alimentación:
    La tercera causa del mal humor es la mala alimentación. Cuando tenemos obesidad, cuando abusamos de la cafeína, cuando no tomamos las vitaminas necesarias y cuando bebemos alcohol y consumimos sustancias, el cuerpo lo siente y responde con mal humor. Esto es debido al estrés, ya que el cuerpo lo produce como mecanismo de defensa a una situación límite(por eso también estamos de mal humor al dormir poco), como por ejemplo no comer bien. Intenta seguir una dieta equilibrada, estar en un peso adecuado y llevar una vida activa y ya verás como tus problemas empiezan a desaparecer poco a poco.
    Cómo empezar el día de buen humor
  4. Que tu trabajo te motive:
    Hay veces que por muchas razones que tengamos para levantarnos por la mañana, pero no conseguimos encontrar la motivación a nuestro empleo o estudios. Por ejemplo si odiamos la contabilidad y somos contables, no vamos a poder motivarnos suficiente para no estar de mal humor. El consuelo es que si sigues los consejos de arriba, vas a estar al menos de mejor humor, no contento del todo, pero si de mejor humor. Ahora no te aconsejo cambiar de trabajo porque estamos en crisis y se lo complicado que es, sin embargo, en cuanto puedas, cambia de trabajo, tu salud mental te lo va a agradecer.
    Cómo empezar el día de buen humor

Consejos para empezar el día de buen humor

  • Cómo acostarse pronto: No intentes meterte en la cama a las 10 si te has estado acostando a las 12, ya que no te vas a poder dormir. En su lugar, acuéstate un día a las 11:50, al siguiente a las 11:40, al siguiente a las 11:30 y así hasta llegar a las 10. El sueño se educa y lleva su tiempo, pero al final, podrás dormir las horas necesarias.
  • Cambio de horario: Otra alternativa es buscar un trabajo de tarde, en el cual no hay que madrugar.
¿Te ha gustado?
4 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.